En el nuevo contrapulsador para pulsadores magnéticos de la gama Push, de Salice, los contrapulsadores se montan en la puerta, son normalmente de material ferroso y permiten al magneto del pulsador mantener la puerta cerrada.

El sistema de bisagras y guías Push se presentó en 2003 para responder a las exigencias del mercado de los muebles de diseño que necesitaban la apertura de puertas y cajones sin tiradores. Desde el principio de la pasada década, los muebles con frontales sin tiradores están en constante aumento y presentes en todos los mercados.

Push_Saliceg.jpg

Diez años después del lanzamiento de este nuevo concepto de herrajes para muebles, Salice sigue innovando y ampliando su propia gama también en este sector específico. Hoy en día, Salice cuenta con más de 350 artículos de sistemas de bisagras y más de 60 artículos de guías para cajones, cumpliendo con las especificaciones de este tipo de construcción. La última novedad es el nuevo contrapulsador para pulsadores magnéticos, en el que los contrapulsadores van encajados en la puerta, son normalmente de material ferroso y permiten al magneto del pulsador mantener la puerta cerrada.

El magnetismo del pulsador y el magnetismo del contrapulsador aumentan notablemente la fuerza de estabilidad de la puerta contra el lateral del mueble, solucionando  la escasa estabilidad de muchos pulsadores presentes en el mercado. Otra característica única del nuevo contrapulsador es la posibilidad de ser ajustado. La regulación en profundidad permite el alineamiento entre las puertas y compensa eventuales deformaciones.

* Para más información: www.saliceespana.es

Aviso Legal